Empleados de Fincas Urbanas: En los ámbitos provinciales en los que no haya convenio colectivo ni se haya aprobado la extensión de la aplicación del convenio de otro ámbito, al no existir el estatal, no se puede aplicar el convenio de otra provincia o comunidad autónoma sin el expreso consentimiento de las partes en el contrato de trabajo, según Sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Castilla La Mancha de siete de julio del año dos mil once, : “Postulándose por el actor en la demanda que nos ocupa el abono de la suma de 8.755,60 #, correspondientes a las diferencias entre lo percibido por los distintos conceptos salariales durante la prestación de sus servicios, y lo que entendía debería haber percibido de serle de aplicación el Convenio Colectivo de Empleados de Fincas Urbanas de la Comunidad de Madrid. Convenio el indicado que consideraba le era de aplicación en función de que en el contrato de trabajo suscrito al inicio de la relación laboral se indicaba que el salario a percibir lo sería S/C, así como que en lo no previsto en el contrato se estaría a la legislación vigente, particularmente el ET y en el Convenio Colectivo de Empleados de Fincas.

Pretensión desestimada por el Juzgador de instancia sobre la base de no considerar viable la pretensión de aplicación del indicado Convenio Colectivo, conclusión que debe ser ahora ratificada.

Efectivamente, tal y como acertadamente razona el Juez «a quo», no es posible considerar como derecho disponible la selección de un determinado Convenio Colectivo como aplicable, antes al contrario la aplicabilidad de los distintos convenios viene específicamente regulada en los arts. 82 y ss del ET, indicando el primero de ellos, en su apartado 2º, que, mediante los convenios colectivos los trabajadores y empresarios regulan las condiciones de trabajo y productividad, dentro de su correspondiente ámbito. Añadiendo en el siguiente apartado que «Los convenios colectivos regulados por esta Ley obligan a todos los empresarios y trabajadores incluidos dentro de su ámbito de aplicación y durante todo el tiempo de su vigencia.»

Previsiones legales que vienen a concretar los límites en la aplicabilidad de los distintos convenios colectivos, los cuales se enmarcan, por un lado, en el aspecto temporal, esto es, el determinado por el tiempo de vigencia establecido para el mismo, y por otro, el aspecto espacial, traducido en su correspondiente ámbito de aplicación.

Siendo ello así, quedando expresamente circunscrito el ámbito territorial del Convenio cuya aplicación se postula por el recurrente, según su art. 1, a la Comunidad Autónoma de Madrid, no habiéndose operado ninguno de los mecanismos de extensión o adhesión previstos en el art. 92 del ET, no cabe duda que por el simple deseo de este, cuyo lugar de trabajo se encuentra en Guadalajara, siendo allí donde se ubica la finca urbana de la que es conserje, no se puede derivar o inferir la aplicación del mismo a la vinculación laboral que mantuvo con su empleadora. Aplicabilidad que tampoco cabe derivar de los términos de su contrato, en el que tan solo se alude a que las retribuciones serían S/C, así como que en defecto de regulación específica en el contrato y en la normativa legal vigente se estaría a lo dispuesto en el Convenio Colectivo de Empleados de Fincas, puesto que esa sola mención, a modo de cláusula de estilo, sin ninguna otra especificación, no autoriza o legitima al trabajador a elegir subjetivamente el convenio colectivo que le sería aplicable”